by María José Ponce, Spanish Instructor Facilitator, Colegio Menor Campus Quito

Como entusiasta educadora, he leído muchos artículos sobre el modelo  de Aula Invertida. He visto presentaciones de educadores quienes han invertido sus clases con mucho éxito y es por eso que lo he puesto en práctica sabiendo que los alumnos hoy en día son muy diferentes a aquellos de otras décadas y que necesitan diferentes formas de aprender.

Pero, ¿Qué es Aula Invertida o Flipped Classroom?

El Aula Invertida empieza con cambios en el aula, para lo cual existe una redefinición de los roles de los maestros y de los alumnos, donde se cambia el orden y el sentido del trabajo convencional en el aula a través del diseño de actividades más variadas que tengan como protagonista al alumno. Lo que propone  este modelo es que la transferencia de información al alumno, a través de la red, videos, lecturas, o con algún otro medio, se lo haga fuera de clase, y la práctica y la aplicación sea dentro de la misma. Generalmente, la enseñanza ocurre en la clase a través de lecturas o del conocimiento que imparte el profesor  a los alumnos, y la práctica se asigna como deber. El valor de esta inversión es que los alumnos aprenden a su propio ritmo.

Permite personalizar el aprendizaje, ya que el profesor actúa como guía para que el alumno pueda aplicar lo aprendido en casa. El maestro entenderá, entonces, el nivel de comprensión del estudiante y lo corregirá de la manera más adecuada al trabajar con él o ella en pequeños grupos de trabajo o uno a uno. Con este modelo se trata de introducir en el aula, de manera fácil, el proceso de aprendizaje necesario para siglo XXI:  mayor autonomía del alumno a través del trabajo cooperativo, evaluación formativa y desarrollo de proyectos Debemos cambiar la mirada sobre la educación y aprendizaje del alumno. 

¿Por qué tememos Invertir el Aula?

He escuchado a muchas personas describir al Aula Invertida solamente como un modelo donde los profesores deben grabarse videos o podcasts para que los alumnos vean en casa. Hay muchos profesores que no desean grabarse en videos  porque no tienen el equipo o no poseen las destrezas necesarias, o sus clases no incluyen muchas presentaciones que necesiten capturarse en grabaciones, o son tímidos frente a la cámara. Muchas veces las conversaciones sobre Aula Invertida o Flipped Classroom se enfocan en videos hechos y sobre la evaluación del contenido  mediante preguntas simples o resúmenes.

Para mi la importancia del Aula Invertida se da en que la instrucción se puede dar a través de diferentes medios. Ya no estamos limitados a la hora de clase o a un aula física. Tenemos la oportunidad de realizar una actividad de enseñanza en el ambiente que sea el mejor. Esta flexibilidad permite que la tecnología tenga el potencial de ser tan transformativa en la educación. Muchas veces Aula Invertida requiere que los alumnos vean videos, que para muchos es  un aprendizaje pasivo, pero lo más importante es preguntarse ¿qué deben hacer ellos con esta información? Existe la oportunidad de que los alumnos piensen críticamente en casa, si manejamos el contenido con actividades de extensión que requiere reflexión acerca de lo que están aprendiendo.

Hay tres cosas que se pueden hacer para que este modelo sea más atractivo a muchos educadores:

  • Aprovechar el contenido que ya listo para ser utilizado: Hay mucho contenido en la red,  así que los profesores no deberían sentirse presionados en producir videos. Se puede usar lo que está ahí y ahorrar tiempo cuando se pueda.
  • No solamente se debe presentar la información: Los niños deben hacer algo con esa información que requiera pensamiento de orden superior. Los profesores pueden resumir el contenido presentado por medio de  discusiones en línea, debates, y/o trabajo en grupo colaborativo. De esta manera además de pensar críticamente sobre el contenido, los alumnos producen una tarea que demuestre su aprendizaje.
  • Usar el modelo de Aula Invertida para crear clases centradas en el alumno: Enfocar el tiempo de clase para que los alumnos practiquen, sabiendo que hay un compañero que está ahí para ayudar y el profesor que es una guía,  es muy importante. Los alumnos deben participar activamente en el proceso de aprendizaje. Ellos deben hacer más experimentos, trabajo de campo, escritura creativa, proyectos de investigación colaborativos, actuaciones, aprendizaje basado en proyectos, trabajos de arte, debates, construcción de modelos, etc. La hora de clase tiene el potencial de ser un espacio donde los alumnos participen activamente en una comunidad de aprendizaje, y no un espacio donde los alumnos sean observadores pasivos y consumidores del proceso de enseñanza.

¿Cuáles son algunos beneficios de usar video en el Aula Invertida?

  • Los alumnos pueden controlar el ritmo de su aprendizaje y no están sujetos al ritmo del profesor.  La ventaja está en que el material puede reproducirse cuantas veces se crea conveniente.
  • El profesor no tiene que repetir la misma información básica múltiples veces puesto que si las lecciones ya están grabadas, los alumnos tienen libre acceso a estas, así el profesor puede enfocarse en las necesidades individuales de los alumnos y actuar como guía.
  • Los estudiantes  que estuvieron ausentes, o necesitan escuchar la información algunas veces tienen acceso a los videos cuando se requiera. 
  • Crea el espacio necesario para que  el profesor puede impartir instrucción a  grupos pequeños.

¿Aula Invertida en clase?

Algunos  profesores presentan cierta preocupación acerca de enviar un video a la casa, ya que algunos alumnos tal vez no tengan acceso a internet o a una computadora o se encuentran con alumnos que no han visto los videos y vienen a clase sin estar preparados. Una de las soluciones a estos inconvenientes es combinar el modelo de centros o estaciones donde los alumnos rotan por ellos.

Se puede preparar a una de las estaciones con aprendizaje en línea.  Los profesores pueden grabar videos explicando algún concepto, introduciendo vocabulario, o modelando un proceso.  Los estudiantes pueden ver el video en la estación a su propio ritmo, pausando o retrocediendo el video. Cuando hayan visto el video, ellos pueden participar en una actividad de grupo para aplicar la información del video.  Esta es una buena manera de llevar los beneficios del Aula Invertida e incorporarlos en el modelo de centros o estaciones donde los alumnos pueden rotar.

Estamos viviendo en un mundo que evoluciona rápidamente y por lo tanto los métodos de enseñanza también deben modificarse con respecto a los grandes cambios que se están dando.  Los alumnos ya no aprenden de la misma manera que en décadas pasadas por lo tanto ellos necesitan diferentes maneras de aprender. Vivimos en una sociedad más conectada donde la información está al alcance de nuestras manos, por lo tanto, lo que los educadores debemos pensar es cómo enseñar a los estudiantes a ser más críticos, más creativos, más responsables, más competentes y autónomos para que pueden enfrentarse a los retos donde casi toda la información está en la red. 

Sobre El Autor

María José Ponce ha estado inmersa en educación por más de 30 años.  Trabaja actualmente en el Colegio Menor Campus Quito. Durante su vida como educadora ha sido profesora de inglés, Profesora Líder, Coordinadora de Inglés y actualmente es la Facilitadora de Instrucción de Español de primaria en el Colegio Menor.  Ha presentado diferentes talleres sobre estrategias de enseñanza-aprendizaje y es apasionada por la lectura y por seguir aprendiendo. Tiene una Licenciatura en Lingüística y una Maestría en Educación de la Universidad de Alabama.

Request Free Curriculum Process Review

Want feedback on your school's curriculum planning and review process?

Request a free 30-min consultation with one of our curriculum experts!

Faria Education Group Ltd is a leader in international education systems & services.

Share This